Category Archives: Cultivos

Como cultivar plantas

Pon tus manos en el jardín para hacer alguna actividad al aire libre y cambiar tu rutina diaria. Con estas pistas te será sencillo empezar y las oportunidades de tener éxito serán muchísimas.

1. Contacta a gente que hace lo mismo. José Martín nos cuenta un truco: “Búscate a una vecina a la que le guste cultivar su jardín. Puedes sacar muchísimo de su experiencia”.

2. Empieza poco a poco. Dice Laura Rodríguez que hay mucha gente que se empeña en mover el mundo entero desde el primer momento, y ese no es el camino. Si intentas demasiado al principio, te vienes abajo y lo abandonas. Es mejor empezar con cosas que no te compliquen mucho la vida.


3. Avanza según sientas. Ve ampliando tu jardín a medida que te sientas con confianza y con ganas.

4. Que no te dé miedo que las plantas se mueran. “Todos los jardineros matamos plantas”, dice Laura. “Esa no es razón para dejar el jardín. Si una planta se muere, puede ser buen momento para intentarlo con otra especie”.

5. Ármate hasta los dientes.Compra todas las herramientas que vayan a hacer más fácil tu trabajo: una manguera, una carretilla, o herramientas ergonómicas que hagan que tu cuerpo se resienta menos, o si hace falta, máquinas con motor. Hay tiendas especializadas que te harán fácil este paso.

6. Elige con cuidado las variedades. Infórmate con cuidado de los momentos oportunos de siembra y cosecha de las plantas que vayan a darte de comer-frutas y verduras- y de lo que necesitan para crecer bien, de modo que sean compatibles con tu vida normal y con el espacio del que dispones en tu jardín. Las plantas tipo arbusto y algunos árboles frutales pequeños requieren menos espacio para crecer. Algunas variedades de fresas se pueden cultivar durante todo el año.

7. Encuentra el mejor momento del día para dedicarte al jardín. El fresco de la mañana o el del atardecer son un buen momento para hacerlo. Y además son momentos llenos de paz.

8. Dedícale un rato a diario. Resérvate un mínimo de media hora al día en el jardín. No es solo que así consigas hacer ejercicio, sino que además las plantas estarán bonitas por que tendrán cada día su riego, poda, abono, siembra o lo que necesiten. El jardín estará precioso y no se te hará muy cuesta arriba

9. Tráete un poco del jardín a casa. Haz un buen ramo de flores y ponlo en un jarrón en la sala, en el recibidor o en el dormitorio, y coloca en la mesa a la hora de la comida tus mejores frutas y verduras.

10. Invita a amigos, vecinos, familiares y compañeros a tu jardín, para que disfruten de lo que has hecho.

Importancia de la rotación de coltivos

Una de las claves del éxito en jardinería es la rotación de cultivos, ya que diferentes plantas vierten cosas distintas en la tierra, enriqueciéndola para la llegada de otros cultivos.
1
La rotación de cultivos es una cuestión vital en cualquier huerto, porque permite cortar el ciclo de vida de las plagas, de modo que no llegan a establecerse. Esto solo se aplica a las plantaciones anuales, no a las plantas perennes, como por ejemplo, los espárragos.
Para rotar los cultivos, separen su jardín en varias secciones, como un grupo de camas distintas, a través de las cuales deben ir rotando los cultivos de forma sistemática. La regla general de rotación de cultivos, dice que esto se hace hacia la izquierda, es decir, los cultivos se rotan en esa dirección.
Planten plantas con sus semejantes, dividiendo las plantas por familias, ya que de esta forma se llevan bien y necesitan en términos generales, de condiciones similares.
2
Traten la zona de suelo donde plantan según lo que esperan que crezca. Los cultivos de suelo alcalino necesitan de un poco de cal y abono de vez en cuando, mientras que los cultivos de suelo ácido, necesitan de estiércol y una buena alimentación.
Mantengan un registro escrito de lo que sucede en cada sección de la huerta, de modo que puedan llevar a cabo pequeñas correcciones y lleguen finalmente a la perfección.
No sean demasiado rígidos en la clasificación si no tienen suficiente espacio para hacer demarcaciones claras. Sólo asegúrense de mantener los cultivosen movimiento, temporada tras temporada.