Algunos abonos naturales que puedes utilizar

Para mejorar el aspecto de tus plantas, puedes utilizar los siguientes abonos naturales:
  • Ceniza de leña, lo que te pueda quedar de una chimenea natural o una barbacoa constituye un excelente abono para las plantas.
  • Poso del café, para tus macetas y plantas del jardín.
  • Agua sin salar donde se han hervido las espinacas, resulta muy beneficiosa para los rosales.